Cirugías Modernas de Várices

Otros Procedimientos

Visita Nuestra Tienda

Ablación de várices por
radiofrecuencia o láser

Es una cirugía guiado por imágenes mínimamente invasiva. Utiliza radiofrecuencia o energía láser para cauterizar (ablacionar) y cerrar las várices más grandes en las piernas, aliviando los síntomas como el dolor, hinchazón e irritación. Es un tratamiento seguro, menos cruento (traumático) que la safenectomía (extirpación de la vena safena), y prácticamente no deja cicatrices. Y sólo requiere 2 horas de recuperación post quirúrgica: Es ambulatoria

Ventajas para el paciente:

  • Tiempo operatorio corto y ambulatorio

  • Menor dolor, menos moretones menos cicatrices en la piel.

  • Menos tiempo de recuperación para volver a tu vida cotidiana o rutina laboral.

Venaseal- Adhesivo Médico

Es un tratamiento muy novedoso mínimamente invasivo que no utiliza energía térmica si no, un adhesivo médico que polimeriza dentro de la várice y se realiza “a través de punción sin corte ni incisión por lo que no quedarán cicatrices. Esto supone un gran avance en el tratamiento de las venas varicosas demasiado grandes ya que “no se extirpa ni se arranca nada por lo que no hay posibilidad de dañar estructuras nerviosas y no hay hematoma”. Más aún, al no utilizar energía térmica como el láser o radiofrecuencia, no requiere anestesia.

Ventajas para el paciente:

  • Recuperación inmediata y no deja cicatrices en la piel.

  • Muy pronta recuperación para volver a tu vida cotidiana o rutina laboral.